No hay dos sin tres. O si

Mañana día 3 de mayo se acabará el plazo, las Cortes Generales se disolverán y una nueva campaña electoral dará comienzo de nuevo,  aunque muchos somos los que  podríamos afirmar  que todos estos meses han sido una continua campaña electoral. Por primera vez desde la restauración de la democracia, será el Rey y no el Presidente del Gobierno quien convoque unas nuevas elecciones.

Visto lo acontecido en los últimos meses, ningún partido ha sabido cortejar a otro/os para poder configurar una mayoría que permitiera formar gobierno y son muchas la preguntas que nos formulamos al respecto del por qué de ese fracaso.

¿Fueron conscientes los representantes políticos, de que este acuerdo era imposible desde el mismo momento en que terminaron las pasadas elecciones del 20 de Diciembre?

¿Fueron sus estrategias, perfectamente calculadas a la hora de intentar formar gobierno?

¿Primaron los intereses particulares a los intereses generales en la estrategia por llegar a algún acuerdo?

¿Pensaron estos mismos políticos, los enormes gastos a costa del erario público que significaba no llegar a ningún acuerdo y por tanto convocar otras elecciones, máxime en  un momento delicado y de crisis económica como el que lleva atravesando nuestro país?

¿Analizaron que han sido unos meses cargados de excesiva información política que puede haber hartado la paciencia de muchos ciudadanos y por tanto repercutir en sus intenciones de voto?

Como esta pueden ser muchas las preguntas que cada uno de nosotros podemos formularnos en vista de esa nueva convocatoria electoral.  Pero ¿podrán los nuevos resultados ofrecer un nuevo panorama político y por tanto una rápida configuración de gobierno o por el contrario los resultados no variaran respecto a los obtenidos el pasado diciembre? De resultar esta última premisa os aseguramos que el hartazgo ya no tendría límites para muchos de nosotros.

Es hora por tanto ,de que nuestros políticos hagan suyo el dicho popular “de que nadie quiere la culpa”. Así pues preparémonos para ver como todos ellos,  en el intento de exonerarse a sí mismos, cargaran de toda culpa a sus rivales. Por el momento nosotros  como sujetos pasivos, en esta nueva guerra dialéctica que dará lugar durante los próximos días, solo nos queda  prepararnos otra vez, para poder ejercer o no nuestro derecho al voto.

Os dejamos un artículo publicado en el Huffington Post sobre la cocina de las encuestas electorales.

Enlace:
La cocina de las encuestas electorales

 

"La verdadera ignorancia no es la ausencia de conocimientos, sino el hecho de negarse a adquirirlos" Karl Popper

Deja un comentario